Camino Socialista

16 junio, 2012

¿Por qué hablar de Socialismo hoy?

Por Homar Garcés

Autogobierno local, autogestión obrera de la producción, movimientos cooperativos y comuna son indicadores que prefiguran la sociedad de nuevo tipo y deben fomentarse, de manera que sea realidad el socialismo revolucionario que los sustenta.

Esto será posible en la misma medida que la participación y el protagonismo popular vayan sustituyendo los patrones de conducta que prevalecen en las relaciones de producción y de poder, alcanzando niveles de socialización necesarios que derriben esa “veneración supersticiosa del Estado” presente en cada sociedad, incrementando los derechos del pueblo y no la hegemonía de una minoría dirigente o gobernante.

En tal sentido, tienen que crearse las condiciones objetivas y subjetivas que permitan ensayar nuevas formas organizativas que privilegien el poder popular en lugar de las razones de Estado, ya que generalmente éstas sólo están destinadas a fortalecer el poder de las clases dominantes. Esta realidad es la que marcará -de uno u otro modo- el futuro del socialismo como alternativa revolucionaria al capitalismo, lo que obliga a impulsar un debate constante de su significado y características, dinamizando -en definitiva- su construcción a través de la participación efectiva de los sectores populares.

Es importante entender que la crisis que azota actualmente al mundo capitalista, incluyendo a Estados Unidos, convierte al socialismo en la opción más inmediata que tienen los pueblos a la mano para superar y erradicar las injusticias y desigualdades legitimadas por el sistema capitalista. Esta opción, sin embargo, no puede restringirse a un solo aspecto de la vida en sociedad sino que debe concebirse de forma integral, creyendo que basta con una reforma legislativa para que éstas desaparezcan, dejando intactas las diversas estructuras sobre las cuales se sostiene.

No se trata, por consiguiente, de un simple “cambio”, al modo tradicional. Tampoco puede catalogarse de coincidencia que se apele al socialismo cuando la mayoría de la gente sabe que la lógica capitalista arrastra al planeta a una hecatombe sin precedentes, siendo sus primeros síntomas la desaparición de glaciares y de múltiples ecosistemas, las sequías, las inundaciones, la lluvia ácida y la disminución de la capa de ozono, entre otras graves consecuencias de la acción irracional y depredadora de las grandes corporaciones transnacionales que dominan la economía global actual.

A ello se agrega el hecho que muchos pueblos ven pisoteada y amenazada su soberanía, víctimas de la prepotencia imperialista de Estados Unidos y de sus socios de la OTAN, por lo cual es vital derrotar colectivamente esa concepción de supremacía basado en la exclusión de los derechos colectivos de los pueblos imponiendo en su lugar el multilateralismo que surgiría de la práctica socialista.

Así, en medio de esta realidad es lícito hablar de socialismo hoy, entendiéndolo como un sistema conceptual y un como programa político que le permitiría alcanzar a la humanidad su emancipación integral, contradiciendo la propaganda de los apologistas del capitalismo, cuyo objetivo es convencernos a todos de lo natural e inevitable que resultaría la apropiación privada de las riquezas de la tierra.

En función de esa emancipación integral de la humanidad, el socialismo revolucionario debe revitalizarse cada día con todos los aportes teóricos revolucionarios y las experiencias de lucha de los pueblos, de forma que el mismo sirva para transformar la historia y el orden establecido, haciendo realidad un mundo más justo, democrático e igualitario para todos.

Fuente: Argenpress: http://www.argenpress.info/2012/06/por-que-hablar-de-socialismo-hoy.html

2 comentarios »

  1. Muy buen artículo, sobre todo por el planteamiento “Autogobierno local, autogestión obrera de la producción, movimientos cooperativos y comuna son indicadores que prefiguran la sociedad de nuevo tipo y deben fomentarse, de manera que sea realidad el socialismo revolucionario que los sustenta” “y sobre todo el “alcanzando niveles de socialización necesarios que derriben esa “veneración supersticiosa del Estado”. Estos planteamientos son válidos para todos los paises donde se gobierna en nombre del socialismo.

    Comentario por Juan Francisco González-Díaz — 16 junio, 2012 @ 8:40 pm | Responder

  2. Lindo Proselitismo, discurso lleno de rimbombancia y palabras rebuscada, que al final, son solo una artimaña para engañar a los mas pendejos, porque saben que introduciendo estos nuevos conceptos donde les das la ilusión que ellos mandaran, los tendrán contentos sin darse cuenta que estarán peores que antes. Y es que la base de este mal llamado “Socialismo” es mantener un pueblo ignorante (a pesar que “fomentan” educación) que no se de cuenta del engaño y crear un apartheid clasista (la referencia es por lo grave de este).

    La realidad del “Socialismo” aplicado en la actualidad es un grupo fascista, separatista, déspotas, tiranos, dictadores, opresores… que lo único que buscan es poder diciendo que es del pueblo (los pendejos caen de nuevo) y al tenerlo se abalanzan contra los ricos (que son los supuestos malos) y aquí empieza lo más interesante.

    Total división de clases (el apartheid clasista), donde ser rico es malo y hay que tenerles odio u buscar destruirlos (y se lo creen), entonces los “héroes” (mejor ni digo lo que son realmente) atacan a esta clase para levantar al pobre y aquí viene la realidad, pero antes aclaro que ser rico no es malo Señores. Si con honestidad y trabajo duro alcanzamos riquezas ¿es malo? (se que no es el caso de todos).

    Pero bueno, siguiendo el supuesto incorrecto de que si son malos, viene la guerra del “héroe de pacotilla” contra los “supuestos malos” de la que se deriva lo siguiente:

    1.- El “héroe de pacotilla” es un asesino-ladrón que no puede ser juzgado porque el es juez-jurado y manipula todas las leyes para ser intocable-indestructible con la excusas de que es para vencer al “supuesto malo” y terminan siendo leyes opresoras y fascistas (el pendejo aun es ciego porque prefiere creer que estudiar). Ah!! Por cierto, el humilde “héroe de pacotilla” ahora tiene una cuenta en varios bancos en el exterior.

    2.- El “supuesto malo” no fue vencido (otro engaño que al pendejo le hacen creer), no le quitaron nada para dárselo a los pobres. El ni corto ni perezoso se retiró, al fin y al acabo el aprendió que su lucha no es con esta gente. El sigue siendo rico buscando avanzar, sin embargo, es justo darle el crédito a algunos que mientras hacen esto mantienen una lucha porque quieren su hogar de regreso, quizás por nostalgia o quizás porque aquí era mas fácil ser ricos (pero ojo, siguen siendo ricos y son solo algunos).

    3.- Ahora le toca al “protagonista”, el Pueblo. Engañados para hacerlos pensar que son los galanes de la novela y que al final se quedarán con la chica. Pero, aquí les va, este grupo se divide en dos. El primer grupo son los luchadores, trabajadores que quieren prosperar y tener una calidad de vida (llegar a ser un “supuesto malo” ¿Por qué no?). El segundo grupo son los “revolucionarios”, estos son los pendejos que se vienen creyendo el cuento y que se han creído el cuento de hadas porque están esperando su tajo de lo que le quitaron a los ricos, ellos no tienen porque matarse para obtener lo que los demás trabajaron tanto, a ellos les corresponde porque son el pueblo (sigan esperando).

    Lo mejor de estos últimos es que, aquí es donde sucede la mayor separación. El odio sembrado (disfrazado en un discurso de amor), termina dividiendo estos dos grupos a tal punto que lamentablemente se han perdido familias, amigos y dejando a su paso una sociedad dividida.
    Que camino tan lindo el que estamos recorriendo. El héroes es un ser miserable que se esta llenando los bolsillos, el malo es un rico que ni le importa mientras sigue siendo rico.

    Ah!! Y los protagonista, como olvidar al “eje principal”, aquí seguimos cada vez mas abajo, unos tratando y otros pendejeando solo que quien pisa ahora tiene una bota mas pesada.

    Sin duda alguna, ustedes son peores que los capitalistas.

    Comentario por José González — 20 marzo, 2013 @ 10:27 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: